Nuevos sucesos en el handball continental:Urge que la Federación Panamericana se pronuncie

Presidentes impuestos por la IHF en las dos nuevas Confederaciones Continentales Panamericanas y un aparente cambio de opinión de varios países de la región Norte-Caribe respecto a la división del continente. Urge que la Federación Panamericana se pronuncie al respecto

Dos importantísimas noticias sobre la nueva organización del handball panamericano trascendieron tras la reunión de Hassan Moustafá y 16 países de la Región Norte-Caribe mantenida en el día de ayer en la ciudad de México:
  1. El español Ramón Gallego habría sido nombrado por la IHF como presidente de la Confederación Sur-Centroamericana (que todavía no existe) (Ver artículo), y
  2. Tras la reunión de los países de Norte-Caribe ya habría una Comisión Directiva de la nueva Federación Continental (que tampoco existe pero que acompañaría al presidente  Mario García de la Torre) (Ver artículo).
La primer noticia, sin que se conociera el nombre del "afortunado", era esperada. La segunda hablaría de países que habrían en el pasado apoyado la "unidad panamericana" y que ya no lo estarían haciendo.

Hace bastante tiempo que la Federación Panamericana no emite opinión al respecto.
Urge que lo haga!

¿Resignará su posición y aceptará la división o por el contrario apelará ante el TAS, en lo que parece ser el único camino posible para evitar la división impuesta por la IHF?.

Espacio de publicidad - El artículo continúa debajo


Lo curioso es que, en caso de acudir al TAS y ganar, el handball panamericano seguirá unido, pero bajo el mando de la Federación Internacional porque la PATHF (Federación Panamericana de Handball) está suspendida.
¿Se sorprende por esto que digo?
Para recurrir al TAS, primero hay que recurrir al Tribunal de Arbitraje de la IHF (y recién después al TAS).
La PATHF recurrió al Tribunal IHF por el tema de la "división", pero no por el tema de la "suspensión" que se produjo por otro aspecto reglamentario. Así, no podría recurrir ante el Tribunal Deportivo Internacional por la suspensión aplicada.

Y aún en caso de ganar y tirar para atrás la decisión IHF sobre la división nos surge una duda razonable:
¿A quién irían a pedirle dinero los países de la región panamericana que necesitan ayuda económica para poder jugar y participar en competencias internacionales? ¿A un Hassan Moustafa enojado con la región tras haber recurrido al TAS? 

 Para no perjudicar a los países de la región Sur-Centro (los de la región Norte-Caribe ya parecen haber elegido el camino IHF), urge que la Federación Panamericana de Handball se pronuncie respecto a estos últimos acontecimientos!
¿Acepta la división o recurrirá al TAS?
.

Enlaces patrocinados